miércoles, 17 de septiembre de 2014

Reseña: "Corazón de mariposa" - Andrea Tomé

Título: Corazón de mariposa.
Título original: Corazón de mariposa.
Autor: Andrea Tomé.
Año de publicación: 2014.
Idioma original: Castellano.
Editorial: Plataforma.
Páginas: 272.
Saga: No.
Precio: 15,90€.
ISBN: 9788415880783.

Victoria y Kenji comparten un secreto: las cicatrices que recorren sus muñecas. Para ella, los días transcurren contando calorías e intentando que su hermana no la obligue a comer más de lo que ella considera suficiente. Él vive escondiendo las marcas de su pasado bajo tatuajes y trabajando de sol a sol en un bar para amantes del rock. Ambos están solos, aislados del mundo... Hasta que Kenji descubre a Victoria en los baños del bar donde trabaja rodeada de un charco de sangre. Todos creen que ha intentado suicidarse, porque sufre anorexia, porque su novio acaba de dejarla,  porque en definitiva parecía inevitable. Pero nadie la entiende realmente... hasta entonces. Victoria y Kenji se mueven a la velocidad de la vida e, inevitablemente, acabarán encontrándose.


Como sabéis (y si no lo sabéis, muy mal), esta novela es la ganadora de la segunda edición del Premio Literario "LA CAIXA"/PLATAFORMA. No sé por qué, pero cuando la vi por primera vez creí que sería la típica novela ñoña con una historia de amor ultrapastelosa. Gran error.

Corazón de mariposa es una novela muy cortita, que nos cuenta la historia de Victoria, una chica anoréxica que se corta las muñecas en el baño de un bar y es encontrada, en un charco de sangre, por uno de los chicos que trabaja allí. Inevitablemente, esto hará que sus vidas acaben uniéndose.

La novela está dividida en un prólogo, tres partes que incluyen una cita, y un epílogo. Al principio, me resultaba un poco extraño la forma en que están organizados los capítulos, y es que no van numerados como estamos acostumbrados, sino que, dependiendo de la parte, es por calorías, días u horas. La prosa de la autora me parece simplemente preciosa y, es que si bien se trata de un tema tabú hoy en día (como se deja entrever en la novela, las anoréxicas son tachadas de niñas caprichosas que quieren adelgazar para gustarle al novio, conseguir entrar en una talla 32 o motivos de este tipo), Andrea utiliza un sinfín de metáforas y de párrafos que consiguen dos cosas: por un lado, hacerte reflexionar; por otro, ponerte los pelos de punta.

La historia la conocemos a través de los ojos de Victoria, lo que hace que el comienzo sea bastante duro (a decir verdad, los primeros capítulos me costaba un poco seguir leyendo porque la autora logra que te metas de lleno y de golpe, y no es agradable). Gracias a sus ojos, conoceremos a su hermana, Blanca, quien se encarga de cuidarla; Kenji, el chico que la encuentra en el suelo del bar; y unos cuantos personajes más que apenas llegamos a conocer pero que, en realidad, no me han parecido importantes. Con esta novela me he dado cuenta de una cosa, y es que en los libros contados en primera persona no vamos a conocer del todo bien al resto de personajes, pues la visión que tenemos de ellos siempre, siempre, será subjetiva (quizás esto en otras novelas sea más discutible, pero en esta está perfectamente argumentado).

Al principio me costaba meterme en la piel de Victoria y sobrellevar esa obsesión por las calorías. No obstante, conforme iban pasando las páginas, me iba dando cuenta de que detrás de esa actitud se escondía una chica que se sentía incomprendida, y esto me hizo que mi percepción cambiase; casi con cada vuelta de hoja me daban ganas de sentarme a su lado, de abrazarle y decirle que, aunque ella creyese que sí, no estaba tan sola en su palacio de hielo). Y algo similar me ocurría con Kenji. Sus brazos también están llenos de cicatrices, de señales de batallas perdidas en una guerra contra sí mismo y, aunque no sabemos mucho de él, quería cogerle de las manos y acariciar esas heridas, darle las fuerzas que necesitaba para superar esas batallas sin autolesionarse más.

La relación entre ambos puede ser un poco rara, ya que no se asemeja a los romances que acostumbramos a leer de chico ideal conoce a chica poco popular y/o rarita y, aunque les rodean mil trabas que impiden que su amor salga adelante, al final sus sentimientos pueden con todo y son felices y comen perdices (sí, es un poco idealizado, y soy la primera a la que le encantan ese tipo de novelas, pero he pensado en varios ejemplos y podría resumirlos en más o menos esto). Sin embargo, me ha parecido muy bonito, pues son sus derrotas y aquello que les hace vulnerables lo que les lleva a unirse, y una simple atracción se convierte en algo más (y la forma que tienen de comenzar también me ha resultado muy realista).

En resumen, creo que Corazón de mariposa es un libro muy, pero que muy especial, cargado de mensajes que pueden ayudar a entender la enfermedad y a las chicas que la padecen, y que así se dejen a un lado todos esos "tópicos" que tachan a las anoréxicas de chicas mimadas y caprichosas, porque la anorexia es una enfermedad mental que deja secuelas físicas, y no al revés.
 

1 comentario:

Cute Bunny 3